Ser tierra...


Teje,
la mujer enlutada.
Tierra en barbecho


Relumbra el hogar…
el barro en los zapatos
se vuelve polvo


Llegó la nieve…
sobre la huella del corzo
se inclina la hierba


Mañana invernal...
sólo tengo ojos
para las flores del ciruelo


No se oye el canto del tordo…
la lluvia despinta
las tumbas blancas



6 comentarios:

  1. Me gustan mucho Alf... en especial "Relumbra el hogar... No se oye el canto del tordo...

    _/\_

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias, Mai. Celebro que te gusten los haikus, siempre es una alegría recibir tus generosos comentarios. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Maravillosos, instantes que solo con sensibilidad se descubren.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Karin, por tus amables palabras. Un abrazo.

      Eliminar

Seguidores